inicio > obra no catalogada > música pedagógica > original > Homenaje a Oscar Wilde (cuarteto de cuerda)

Homenaje a Oscar Wilde (Cuatro cuentos infantiles)

Para Cuarteto de cuerda


Compuesto en el verano de 1997, este cuarteto tiene un carácter eminentemente didáctico, al estar concebido técnica y musicalmente dentro de las dificultades apropiadas a un nivel medio de la enseñanza de música de cámara, a la que he dedicado una importante parte de mi producción durante los últimos años.
Este Homenaje a Oscar Wilde está integrado por cuatro movimientos de carácter muy contrastante entre sí. Los tres primeros llevan títulos de otros tantos cuentos de Wilde: Así, el primero se titula El gigante egoísta", el segundo El ruiseñor y la rosa, y el tercero El fantasma de Canterville. El conjunto se completa con un cuarto cuento, cuyo título es ya de por sí una declaración formal de intenciones con respecto a los tres anteriores: El ruiseñor egoísta de Canterville. El mismo juego conceptual que se refleja en el título inspira toda la composición de la pieza, desde su primera hasta su última nota: los tres movimientos anteriores han sido aquí fragmentados y ensamblados posteriormente en riguroso orden, con lo que ello comporta de continuos cambios de tempo y de carácter, en una pieza que intenta acercarse, por otra parte, al humor y la ironía del genial escritor inglés.
Dentro de la enorme simplicidad de su planteamiento y de la amabilidad de su escuha, debo confesar aquí que el Homenaje a Oscar Wilde ha sido la obra que más dificultades técnicas y musicales me ha planteado, ya que para que el último movimiento tuviera sentido global debía irse componiendo al mismo tiempo que los tres restantes, que a su vez debían tener sentido propio e independiente, con continuas idas y venidas, replanteamientos y modificaciones a lo largo de toda la composición.
El Homenaje a Oscar Wilde se estrenó en Madrid, en marzo de 1998, habiendo sido más difundida la versión para orquesta de cuerda realizada en 2004 para el 20º aniversario de la Orquesta "Reina Sofía". En febrero de 2013 la partitura fue instrumentada para orquesta sinfónica, siendo estrenada por la Orquesta Ciudad de Córdoba, bajo la dirección de José Luis Temes, en abril de ese mismo año. La partitura para cuarteto está dedicada a Verena Maschat.

José Luis Turina